COMUNICADO DEL CONSEJO DIRECTIVO

El Consejo Directivo de la Universidad Simón Bolívar, reunido en sesión ordinaria el día 8 de marzo de 2017, acordó expresar públicamente su rechazo a la detención arbitraria del Profesor Santiago Guevara García, Profesor Titular, miembro del Personal Docente y de Investigación de la Universidad de Carabobo.

El Profesor Santiago Guevara fue detenido por cuerpos de seguridad del Estado bajo la acusación falsa y desproporcionada de los delitos de “traición a la patria” e “incitación a la rebelión”.

La larga trayectoria docente del Profesor Santiago Guevara García en la Facultad de Ciencias Económicas y Sociales de la Universidad de Carabobo incluye una destacada labor como investigador en torno a los distintos problemas y escenarios sociopolíticos y económicos de Venezuela y Latinoamérica. Gracias a su extensa, rigurosa y reflexiva actividad de investigación es columnista en distintos medios de comunicación nacionales e internacionales.

El Profesor Santiago Guevara, luego de ser detenido arbitrariamente, ha sido referido ante un Tribunal de Control de la Corte Marcial y trasladado a la Dirección General de Contrainteligencia Militar (DGCIM) en Caracas, lo que constituye una violación no sólo de su derecho a disentir y a expresar libremente sus ideas, pensamientos y opiniones, sino también de su derecho a ser juzgado por su “juez natural”, en este caso, una jurisdicción civil. Adicionalmente, el Profesor Santiago Guevara padece diversas dolencias que podrían agravarse en su cautiverio y hasta el momento no ha sido posible entregarle los medicamentos necesarios para su tratamiento.

La detención arbitraria del Profesor Santiago Guevara, así como el hecho de que se haya llevado a cabo por una jurisdicción militar, constituyen un acto inaceptable de violencia contra la libertad de pensamiento, contra la búsqueda de la verdad, contra la rigurosidad y excelencia de la labor investigativa y docente, contra la producción de conocimiento, todos ellos principios fundamentales del quehacer universitario, que están consagrados tanto en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela como en la Ley de Universidades. De modo tal que amedrentar, amenazar o encarcelar a un Académico por hacer de conocimiento público el resultado de sus investigaciones, de sus análisis y reflexiones, es un acto propio de regímenes autoritarios e intolerantes en los que está prohibido el disentimiento, la discrepancia de opinión y las diferencias en términos de visión de mundo y perspectiva.

La Universidad Simón Bolívar, vigilante ante el grave deterioro de la vida pública y académica que esta violación pone en evidencia, no sólo la rechaza categóricamente, sino que además tiene el deber de alertar al país y a la comunidad internacional sobre los efectos nocivos para la actividad académica que hechos como este pretenden ocasionar, a la par que afirma una vez más su irrefutable compromiso con la inteligencia, la formación ética y ciudadana, el conocimiento, la investigación y el pensamiento libre.


Dado, firmado y sellado en la Sala Benjamín Mendoza de la Universidad Simón Bolívar, en sesión ordinaria del Consejo Directivo a los ocho (8) días del mes de marzo de dos mil diecisiete (2017).

 

Enrique Planchart

Rector-Presidente


Cristian Puig

Secretario


El comunicado original puede ser consultado aquí

 

Actualizado: 15-03-2017_12:36:06 PM